Linkedin TwitterGoogle PlusFacebook Instagram

10 años de OASI

Publicado por en Blog, Blogs, Comunicación, Redes Sociales

Share On GoogleShare On FacebookShare On Twitter

Parece mentira, pero ya dice la copla que los tiempos avanzan que es una barbaridad. Se cumplen ya 10 años del nacimiento del Observatorio Aragonés de la Sociedad de la Información. Un organismo, dependiente del Gobierno de Aragón, cuya misión es la de formar, informar y difundir todo lo relacionado con las TIC, las tecnologías de la información, en el entorno de Aragón.

Para celebrar su aniversario han publicado un documento en el que, a través de los datos y su interpretación, mostrar la evolución vivida en este periodo. Y para completar esta visión más científica de la realidad, han pedido a 10 personas que colaboren aportando su propia visión de la evolución vivida en estos 10 años, dentro de su área de especialidad. Yo he sido una de las personas honradas con dicha petición, en mi caso para hablar de “10 años de redes sociales en Aragón“.

El estudio se presentó en una interesantísima jornada celebrada la semana pasada en Zaragoza, y ya está disponible para su descarga en la página web del OASI.

Acceder al estudio “10 años de la Sociedad de la Información en Aragón” del OASI

 

A continuación reproduzco mi aportación a dicho estudio.

10 años de Redes Sociales en Aragón

En 2004 la Dirección General de Nuevas Tecnologías ponía en funcionamiento el Observatorio Aragonés de la Sociedad de la Información (OASI). En esa época, en sus presentaciones de datos, no existía ningún tipo de informe respecto a la adopción de las redes sociales por parte de la sociedad aragonesa. Básicamente porque no existían. Al menos no como ahora las conocemos. Fue precisamente en 2004 cuando Mark Zuckerberg lanzaba junto a unos amigos un nuevo servicio, al que denominó TheFacebook.com, de acceso privado para los estudiantes de su Universidad, para ofrecer un lugar donde conocerse entre ellos. En ese mismo año alcanzó ya su primer millón de usuarios, todos ellos estudiantes. En 2006, a la vista del éxito, decidieron abrir la plataforma al público en general. El resto de la historia la conocemos por haber sido parte de ella. A 30 de Junio de 2014 la propia compañía, que en la actualidad la forman 7.185 empleados, y que perdió el “the” por el camino quedándose ya para siempre como facebook.com, declara tener 1.32 Billones (americanos, o sea 1.320 millones “de los nuestros“) de usuarios mensuales activos, de los cuales sabemos que casi 600.000 de ellos están en Aragón, lo que supone que un 96,5% de aquellos que han accedido a Internet en los últimos tres meses en la Comunidad Autónoma, son usuarios de dicha red. Cifras mareantes, como casi todo lo relacionado en nuestros días con las Redes Sociales.

Han sido 10 años frenéticos. En 2004, además del OASI, también vio la luz Flickr, Ning o digg. Y el ubicuo Gmail. En 2005 Youtube, Reddit y MegaUpload. En 2006 fueron Twitter y Khan Academy quienes debutaban en nuestras pantallas. FriendFeed y Tumblr en 2007. Ping.fm, Spotify y Dropbox en 2008. Posterous, Kickstarter o Whatsapp en 2009. Instagram y Pinterest en 2010. Google + llegó en 2011. Coursera en 2012, y la reinvención de Megaupload, Mega, en 2013. Todas ellas plataformas que permitían de una u otra manera la interacción entre usuarios de todo el mundo. Y por debajo de ellas, ya desde antes de 2004, los blogs, pequeñas plataformas, personales o corporativas, de opinión y discusión. 10 años de evolución. 10 años de revolución.

Aragón no se ha mantenido ajena a esta (r)evolución, ni mucho menos. Y ha sabido sacarle partido para que su voz se oiga, superando esa barrera de ser la cuarta Comunidad Autónoma de España en extensión, pero la 11ª en términos de población, lo que la hace ser una de las cuatro con menos densidad de población. Internet – y las Redes Sociales – ha puesto cualquier lugar del planeta a un sólo click, como diría Ricardo Lop, desde un pequeño pueblo ubicado en la provincia de Teruel, Castellserás, (re)convertido hoy en vivero de comercios electrónicos de todo tipo. ¿Quieres ver cómo amanece en el Matarraña? Tan fácil como entrar desde tu teléfono al Instagram de La Fábrica de Solfa, un pequeño hotel en Beceite (Teruel). ¿Quieres ver Quebrantahuesos en su hábitat natural? Puedes verlos en el Facebook de La Casa del Rio, otro hotel de montaña en Benasque (Huesca). ¿Quieres saber cómo se usa el espliego para aromatizar una casa? Te lo cuenta la posada La Pastora desde Uncastillo (Zaragoza) en su página web y lo comparte en sus redes. Aragón en tu móvil, tablet u ordenador a un sólo click de distancia.

Mi primer blog lo abrí en 2005. Aún lo tengo activo 9 años después tras varios parones. Y le han salido varios “hermanos” por el camino. Ese primer blog lo abrí utilizando WordPress, bajo dominio propio, pero perfectamente podría haber elegido un software aragonés, e integrarme en una de las mayores comunidades de blogs de la época, blogia, fundada por Roberto Abizanda en 2003, que a mitad de Julio de 2004 ya alojaba más de 10.000 blogs, y que en 2005 recibiría el premio de “Mejor proveedor de blogs hispano” entregado por el periódico gratuito 20minutos. Porque Aragón es cuna de blogueros y ha sabido vivir y convivir con ellos. Destacable si echamos la vista atrás es, por ejemplo, la presencia de Fernando Tricas en el BlogTalks de 2003 en Viena, donde presentaba, junto a otros dos autores con los que había trabajado en remoto vía internet, las conclusiones de un estudio sobre la blogosfera hispana, o el trato dispensado por parte del departamento de Comunicación de la Expo2008 a los blogueros, a quienes – acertadamente, me atrevería a decir – consideraron aliados y no enemigos para la construcción de su estrategia de difusión, algo que les permitió aumentar exponencialmente el alcance de su mensaje. La red aún guarda pruebas de esa colaboración prematura, como la visita a la evolución de las obras unos meses antes de la apertura, donde, aparte de muchas caras hoy muy conocidas en el entorno 2.0, podemos ver ya la profusión de cámaras y móviles – avanzando el empuje de la cultura visual en la que se está convirtiendo el ecosistema 2.0 en nuestros días – capturando los momentos que luego serían ampliamente compartidos, interpretados y comentados.

Y ese diría yo que es el elemento clave de esta (r)evolución que han supuesto los medios sociales en nuestra comunicación. Es una tecnología que nos permite amplificar nuestro mensaje, ampliar nuestro alcance, y generar un diálogo – abierto a discrepancias – con otras empresas, marcas o usuarios. En realidad, todo ha cambiado, para que nada cambie. Para permitirnos volver a ser como éramos antes, cercanos, dialogantes, abiertos a las opiniones, preguntadores, aunque ahora a una escala global. Pero permitiéndonos volver a humanizar la experiencia de la comunicación, entablando diálogos y no discursos o sermones. Nos permite construir relaciones, compartir intereses comunes, tejer redes de alcance infinito que nos permiten tanto aprender como enseñar. Tanto compartir como recibir. Tanto hablar como escuchar. A escala global, nuevamente, y en tiempo real, si así lo deseamos. Desde el último rincón de Zaragoza, Huesca o Teruel, que se encuentran, como decíamos antes, a un sólo click de Doha, Silicon Valley o Miami, tres lugares no elegidos al azar, sino por ser actualmente residencia de otros tantos aragoneses conectados de mi entorno.

Este cambio de orientación y paradigma, iniciado desde las bases de la población, ha ido calando – por voluntad, convicción o pura necesidad en algunos casos – en diferentes niveles de la sociedad, llegando a impregnar ya tanto la comunicación de un amplio número de profesionales, como de marcas, empresas e incluso organismos públicos. La apertura, transparencia e interacción que estos nuevos “estándares” de comunicación implican han sido bien recogidos por parte de la Administración Pública en Aragón, contando con varios ejemplos de referencia claros. Cabría destacar, por poner algunos ejemplos, tanto el portal de datos abiertos del Ayuntamiento de Zaragoza, pionero en muchos aspectos y que nos hubiera venido muy bien de haber existido cuando lanzamos en 2010 dndzgz.com como proyecto “abredatos”, o el de Aragon Open Data de la DGA, así como la decidida apuesta por la comunicación digital a través de las redes sociales realizada por Turismo de Aragón.

He tenido la fortuna de participar en algunas de estas apuestas decididas de transición hacia los medios digitales de algunas de estas instituciones aragonesas. En enero de 2011 se nos convocó a un desayuno de trabajo por parte de Zaragoza Global a algunos profesionales del Marketing, la Comunicación y el mundo de las Redes e Internet para hablar sobre las posibilidades de los nuevos canales 2.0 para la promoción de la ciudad. De esa tormenta de ideas acabó naciendo un proyecto al que llamamos ParaMiZaragoza.es – que lamentablemente ya no está disponible en internet – que puso la definición de los valores a difundir de la ciudad en manos de los ciudadanos. Fue una bonita e intensa experiencia, que nos permitió a los pocos meses colaborar también con Zaragoza Turismo para definir los pasos a desarrollar para replicar el éxito de la campaña, adaptándola a sus necesidades. Y ahora parte de ese conocimiento – muy mejorado y rodado por la experiencia adquirida – ha llevado a Turismo de Aragón a plantear acciones y diálogos de forma continua, y a que internet y las redes sociales permiten difundir las bondades de nuestra tierra hasta los rincones más lejanos del planeta, y que seguro han jugado un papel importante en los buenos resultados de ocupación de los últimos periodos. También tuve la fortuna de participar en una de las primeras experiencias de “Social Trip” que se realizaron en Aragón, a finales de 2012, que tuvo como escenario la provincia de Teruel, donde una serie de personas, de diferentes perfiles, con cierta presencia en medios sociales, fuimos invitados a conocer la provincia por parte de la Diputación de Teruel y a generar contenido propio y difundirlo, agrupado bajo la etiqueta #SienteTeruel, y que culminó con más de 100.000.000 de impactos solamente en twitter, a los que hay que sumar los conseguidos en otras redes.

Pero lo importante es que estas no son iniciativas aisladas, sino que ahora mismo Aragón es un hervidero de perfiles sociales, con empresas de todo tipo, tamaño y sector accediendo a esta nueva forma de comunicar, de establecer relaciones y de compartir. Desde productores de queso, jamón o Ternasco, a profesionales independientes, pasando por las grandes empresas  de la comunidad autónoma, con un gran peso y dedicación especial entre las de turismo. El futuro se presenta halagüeño. Somos una comunidad autónoma repleta de elementos que me hacen pensar así. El carácter aragonés – si es que eso existe en un mundo cada vez más globalizado – es por general franco, directo y buen conversador, tres características que se ajustan perfectamente a las de esta nueva comunicación. Contamos con grandes profesionales en todas las áreas relacionadas, desde la programación – mención especial a un colectivo muy activo, agrupado bajo la denominación de Cachirulo Valley – el diseño, el marketing y la comunicación. Hemos sido pioneros a la hora de organizar congresos y eventos. Ya en 1996 surgían las Jornadas de Aragón en Internet, de la mano de Javier Mendíbil, y la primera reunión de blogueros de Aragón se celebraría en mayo de 2003, mucho antes que en otras ciudades de mayor tamaño, como queda recogido en historiadelosblogs.com. A día de hoy seguimos demostrando nuestra capacidad, y contamos con uno de los congresos de referencia de este mundo – el Congreso Web – organizado por cuatro emprendedores de Zaragoza de menos de 30 años y que en 2014 ha celebrado su 4ª edición, así como una de las ferias pioneras en e-commerce a nivel nacional – la feria de tiendas virtuales – celebrada en el Parque Tecnológico de Walqa en Huesca. Fuimos también pioneros en sacar a los usuarios de detrás de las pantallas, y llevarlos a reuniones físicas, donde “desvirtualizarnos”, valga como ejemplo Cadius Zaragoza, que nacía en 2005. A día de hoy seguimos teniendo convocatorias continuas de eventos de todo tipo, blogellones y twitterllones incluidos, donde vernos las caras los que nos conocemos más por nuestros “nicks” que por nuestros nombres. Nuestro territorio tiene, además, una riqueza paisajística y de recursos visuales que no le tiene nada que envidiar a ninguna otra. Desde la belleza abrupta del Pirineo Oscense, a la riqueza arquitectónica de Zaragoza, o la belleza (aún) desconocida de Teruel. Y la imágen, ya decía al principio, es uno de los drivers de crecimiento clarísimos en el mundo social, ya que gran parte de los contenidos se consumen en movilidad, y una imágen se consume mejor que 100 palabras. Somos un territorio cargado de posibilidades, de historias por crear, de proyectos y productos por contar. Y la historia se escribe haciendo. Y de eso sabemos mucho. Razones tenemos de sobra para levantar la cabeza con orgullo y contarlo a los cuatro vientos.

Larga vida al OASI. Larga vida a las Redes Sociales. Pero sobre todo larga vida a SER sociales. Ojalá dentro de 10 años tampoco tenga sentido hablar del uso y adopción de redes, pero no porque no existan, sino porque sean algo tan extendido e interiorizado como a día de hoy lo es el teléfono o el email.

L.

Lucas Aisa

@CalvoConBarba

Photo credit: Pablo D. Martín
Si te ha gustado, compártelo.
Compartir es DAR vida !!
Suscríbete para no perderte los siguientes posts!!

3 Comentarios

  1. Chema Ramon
    En Twitter: hotelcasadelrio

    17/11/2014

    Post a Reply

    Buenos dias Lucas .

    Lo primero darte las gracias por acordarte de nosotros y de dos grandes Amigos de Zaragoza y Teruel.

    Creo que parte de que algunos hayamos dado el paso de lanzarnos de lleno a las redes os lo debemos a gente como tú ,que hace tiempo ya se empeñaban en desmostrarnos lo que bien has dicho en el blog …..Que todo ha cambiado para que nada cambie …….que esto es sólo un paso en el camino de crear cada vez relaciones más Humanas, más Auténticas , para dejarnos el Alma por lo que amamos y que todo este trabajo nos ayude a seguir adelante en nuestro proyecto.

    En Aragón tenemos gente muy importante de la que podemos aprender mucho ……solo hace falta que seamos más conscientes..

    ¡¡¡Gracias Lucas¡¡¡¡

    • Lucas
      En Twitter: CalvoConBarba

      17/11/2014

      Post a Reply

      Lo de “no creérnoslo” o “no ser conscientes de lo que tenemos” parece ser un mal endémico de nuestra tierra. Habrá que seguir luchando para que cambie, y la mejor forma creo que es dar visibilidad a quienes hacéis las cosas bien. Para que se nos contagie el orgullo. Que razones para ello no nos faltan… 😉

  2. Mercedes

    17/11/2014

    Post a Reply

    Felicidades por el artículo y por haber sido una de las personas honradas con dicha petición.
    Te voy a dedicar una frase que me gusta: “hacer lo que quieres es #libertad, amar lo que haces es #Felicidad.
    Mis deseos para ti…….FELICIDAD ღ

Envia un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Creative Commons Salvo que se indique expresamente lo contrario,
el contenido se publica bajo licencia CC-BY-SA
Política de cookies

Utilizo cookies. Algo que seguro ya suponías, pero que algún ministro cree que no, así que me obliga a decírtelo. Pues dicho queda.

Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la instalación de las dichosas cookies, aceptas la política de cookies y bla, bla, bla...

CERRAR