Profundidad versus Amplitud

Estas son las nuevas normas del juego en las redes sociales. Que en realidad son las de siempre, pero parece que se nos había olvidado. Querer llegar a muchos está bien, pero es mejor llegar a menos pero llegar más dentro. Importarles. Ser relevantes. Que te echen de menos si algún día no estás. Esa es la verdadera métrica de engagement, que va mucho más allá de los likes y los follows.

¿Tiene TODO el mundo que estar en las Redes Sociales?

No tienes tiempo – o eso dices – o directamente no lo ves claro, pero sientes que tienes una cierta “obligación” de estar presente en las redes, y por eso mantienes abiertos los perfiles, y de vez en cuando vas soltando alguna cosa – normalmente publicando lo mismo en todas ellas – aunque sólo “cuando te acuerdas”. ¿Tiene sentido?