And the winner is… Twitter !!

¿Os dais cuenta de que no hay telediario, programa del corazón o programa de actualidad en el que no se mencione a twitter? ¿Os dais cuenta de que los logotipos de twitter – y los de facebook también – son una constante en las noticias? ¿Os dais cuenta de que un blog o una web sin los botones de acceso directo a los perfiles sociales son un blog o una web desnuda? ¿De la alegría con que personas ignorantes de los algoritmos celebran ser trending topic, sin plantearse si es por bien o por mal?

Todo esto me viene a la cabeza por el «multi-selfie» (que aparentemente debería llamar «usie» según me sopla @TamaraLeon, aunque a mi eso me suena a «australiano«…) de la noche del Domingo en los Oscar. Un tweet que ha pulverizado todos los récords conocidos hasta la fecha en cuanto a RTs y FAVs, dejando el de Barack Obama en unos «escasos» 800.000 RTs, tras haber superado ya los 3 millones de RTs.

Independientemente de si la imágen se tomó con un Samsung (¿cuántos fuera de «nuestro mundo» conocerán – o incluso les importará – ese dato?), y de si por lo tanto es #publi, ya que la autora parece ser que utiliza un iPhone como teléfono personal, o de si la razón del alto número de RTs es la presencia de tanto famoso en la foto, de lo que TODOS estamos hablando es de que esa imágen se publicó en Twitter. Ni en Instagram, ni en Facebook, ni en EyeEm, Flickr o cualquier otra red de imágenes. En Twitter. Igual que gran parte de lo que ocurrió en la gala de los Oscar. Fue tal el nivel de actividad de la red esa noche, que llegó a caerse, como reconoció el propio twitter a través de @Support, y que incluso la academia irónicamente «reconoció su culpa« en esa caída, algo que podríamos incluso pensar que es normal, ya que la ceremonia obligó a twitter a «soportar» un pico de 14.7 millones de tweets en las 3.5 horas de programa, que ascienden a más de 17 si incluimos el antes y el (inmediatamente) después, muchos de ellos desde España, como puede verse en esta infografia alucinante.

El nivel de integración de twitter y la actualidad es brutal. El nivel de integración de twitter y la TV aún más. No sólo en eventos sociales como los Oscars (la actriz Cate Blachet, en su discurso de aceptación del Oscar, llegó a «hablar como si estuviera twitteando» cuando dijo eso de «Julia, hashtag suck it!«…), sino en otros muchos aspectos de la vida de personas conocidas y no conocidas. Está desplazando a las notas de prensa, y está «acercando» a los famosos a sus audiencias. Ahora mismo tienen un canal abierto y gratuito desde el que lanzar sus ideas, noticias, pensamientos, imágenes… y por supuesto publicidad. Incluso su uso es ya motivo de reproche político, habiendo llegado a ser el canal a través del cual la comisaria europea ponía la cara colorada a nuestro ministro tras el lamentable incidente de Melilla.

El impacto de algo así creo que aún no lo conocemos. Creo que mucha gente aún no es consciente de que está hablando en directo, en abierto y en «crudo«, sin filtrar ni matizar. Es un retorno a la comunicación real. Una curiosa mezcla entre el one to one y el one to many, pero en público, y con posibilidad de retorno y generación de diálogo. Está humanizando en cierto modo de nuevo la comunicación, incorporando una (en ocasiones peligrosa) dosis de espontaneidad, con métricas en tiempo real, eliminando intermediación y manipulación, ya que ahora podemos contar o dar explicaciones de forma directa nuestra visión de las noticias, sin depender de terceros.

A mi, desde luego, me tiene enganchado. Quizás por eso puede que no sea 100% objetivo, qué le vamos a hacer. Esperemos que no venga nadie y nos lo joda…

Paz!

L.

 

Más de mi en
Facebook Twitter Instagram LinkedIn

Lucas

Mi nombre es Lucas. Generación del 71. Soy Harlysta, esquiador y eMTBiker. Trabajando en el mundo del Marketing y la Comunicación desde 1994. Por cuenta propia desde 2006, ayudando a las marcas a (re)conectar con sus clientes. Y eso suele incluir repensar mensajes, beneficios, textos, estrategia de marca, canales, audiencias y formas de contarlo. Con un gran peso de todo lo digital, como es natural en estos tiempos.

Comentarios

  1. Totalmente de acuerdo contigo, Lucas..no hay noticias sin que aparezcan las redes sociales, algún video de youtube, etc..
    Algo se ha avanzado y ya no miran a otro lado los canales clásicos de la comunicación. Pero aún falta un largo recorrido, y yo, entre otras cosas, echo de menos que la mayoría de las veces sigan mostrando vídeos de usuarios sacados de Youtube en su mayoría, y que no mencionen ni nombren a su propietario y/o autor. Un «pasito» que aún tienen que dar.
    Si a ellos les gusta que se les mencione y enlace cuando se ponen noticias de sus medios, al resto también… Paz… 😉

  2. Muy cierto eso que dices, Gabriel !! Pero fíjate, hasta en eso, twitter va por delante de otras redes, porque normalmente lo que se muestra en pantalla es directamente el tweet, donde se ve el nombre de usuario… 😉

  3. Interesante lo que planteas, sobre todo, el tema de la inmediatez.

    El otro día, cuando leía a @spainbuca (el controlador aéreo español que está en el aeropuerto de Kiev), pensaba en lo impactante que es leer la actualidad justo cuando se está produciendo y contado de primera mano por uno de los protagonistas. Algo entre temerario (mucho, de hecho creo que ha borrado/ocultado el perfil) e irreal, porque tienes la sensación como de estar en una película, que no está ocurriendo realmente.

¿Algo que decir? ¡No te cortes, únete a la conversación!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.