Está perdiendo engagement Instagram?

En las últimas semanas han sido varias las conversaciones que he tenido con instagramers (de los de varias decenas de miles de followers, rozando los cientos de miles) en los que en mitad de conversación ha salido la bajada en engagement (básicamente en likes) que están teniendo.

En paralelo, en las mismas semanas, también varios usuarios (y algún cliente) han sacado a relucir el hecho de que tenían la sensación de ver cada vez más anuncios en sus timelines.

¿Tendrán que ver ambas conversaciones?

Yo diría que si. Diría que Instagram está viviendo una historia paralela a la vivida por Facebook, donde la bajada de alcance orgánico se ha generalizado – con honrosas excepciones – y se ha aumentado el alcance de pago. Algo lógico, por otra parte, a juzgar por las cifras de penetración que maneja (superaron los 400M hace meses), cuya consecuencia en el terreno de lo práctico es que cada vez se genera más contenido (de la calidad no hablamos) y que cada vez los usuarios siguen más cuentas, y por pura lógica, la atención se reparte más, lo que acaba suponiendo menos likes por foto (que no menos likes en general)

¿Supone esto el principio del fin de Instagram? Ni mucho menos! De hecho, todos los indicadores señalan que la red tiene una salud de hierro, y un más que prometedor futuro. Es la red de referencia de adolescentes y determinados sectores (destacaría moda y celebrities quizás por encima de otros), y parece que sigue tolerando muy bien el cierto crecimiento del número de anuncios mostrados, que encima lo hace manteniendo el precio, todo un logro por parte de Instagram. Por si fuera poco, parece ser que además van a seguir introduciendo egometrics (número de reproducciones de video parece que será la siguiente) lo que aún hará que determinados perfiles y sobre todo marcas, redoblen esfuerzos e inversión en este canal. Incluso la reciente incorporación de la multicuenta es más que posible que genere la aparición de numerosos perfiles «secundarios» (b&w/panorámicas/street…), lo que aún hará aumentar el número de imágenes circulando por la red.

Más y más las relaciones online – a través de redes sociales – están convergiendo en el uso masivo de la imagen, bien en formato fotografía, bien en formato video, y es en este campo donde se está librando la verdadera batalla por el usuario. Facebook, Twitter, Instagram, Pinterest, Youtube, Snapchat, Vine, Periscope, Merkaat… todas pelean por nuestro tiempo, por nuestros ojos… y por nuestras carteras.

Si eres marca, más te vale aprender a contar tu historia a través de imágenes. Si eres usuario… igual te vendría bien leer un poco más. Desde el cariño, eh… 😉

Paz!
<Double tap to show some love!>

Más de mi en
Facebook Twitter Instagram LinkedIn

Lucas

Mi nombre es Lucas. Generación del 71. Soy Harlysta, esquiador y eMTBiker. Trabajando en el mundo del Marketing y la Comunicación desde 1994. Por cuenta propia desde 2006, ayudando a las marcas a (re)conectar con sus clientes. Y eso suele incluir repensar mensajes, beneficios, textos, estrategia de marca, canales, audiencias y formas de contarlo. Con un gran peso de todo lo digital, como es natural en estos tiempos.

Comentarios

  1. Pues cuando he visto el artículo en la bandeja de entrada, sin leer aún nada, he pensado. No, el engagement no ha bajado, lo que ha subido es el número de cuentas y competencia por lo que coger un trozo de pastel ya no es tan fácil. E inmediatamente me ha venido a la cabeza ese vídeo que publicaste > Hagamos cosas > https://twitter.com/CalvoConBarba/status/698138444212600832 Por otro lado, últimamente me preocupo bastante del uso de los más jóvenes en la plataforma de Instagram y, a esos, no les baja el engagement. Porque aparte de contenidos, generan conversación, de la de verdad, entre ellos y quizás más que publicar y publicar deberíamos empezar a escuchar y comunicarnos mucho más. Más allá de egometrics… conectar con lo que realmente nos interesa y en lo que queremos que se interesen por nosotros a través de nuestra historia.

    Un saludo

    Tatsu

    1. Pues fíjate que en los jóvenes yo si que veo mucha obsesión por las egometrics. No tener 100 likes es un fracaso. Si me dejas de seguir te unfolloweo, que no no puedo tener más following que followers. Y cosas así. Pero por contra, también veo una tendencia clara hacia redes sociales «privadas» (no públicas más bien) y por eso el crecimiento de instagram o los servicios efímeros, como snapchat.

  2. Yo he pasado de estar fascinada por el potencial de Instagram como usuaria, a estarlo al gestionar mi perfil profesional… Te da una cercanía e inmediatez en la transmisión de mensajes apoyados por la imagen que otras redes sociales no te aportan…

    1. Si, Patricia, pero para eso – como para casi todo – hay que saber no sólo comunicar, sino también dialogar, y tú bien sabes que esa no es una habilidad muy desarrollada…

  3. En mi caso, cada día tengo más seguidores en mis cuentas de Instagram, muchas de ellas aparentan ser bots por lo que no me parecen útiles. tal parece que Instagram se está llenando de perfiles falsos que engrosan las cantidades de seguidores y no aportan más que unos likes para parecer orgánicos, saludos!

    1. Si, Lalo, ese es otro fenómeno que efectivamente no he comentado y que lamentablemente parece ir unido al crecimiento de cualquier red social. Los perfiles falsos, bots y granjas de usuarios zombies son una lacra que debería controlarse mejor, porque corrompen la esencia de todo lo que tocan. Si siguen perfiles reales, y gustean y comentan sus publicaciones – las tuyas en este caso – es precisamente para intentar aparentar un comportamiento real para saltar los filtros de control y evitar ser eliminados. Una lacra, en cualquier caso. Gracias por comentar! No serás un robot, no? 😉

¿Algo que decir? ¡No te cortes, únete a la conversación!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.