¿Flores o malas hierbas?

Amapolas. Foto de Decar66Esta pregunta, la de definir las amapolas que se ven en la foto como flores o malas hierbas, es una de las muchas que no tiene una respuesta correcta, y la “corrección” de la misma depende de quién sea el que la contesta. Para quien las ve como paisaje desde la ventanilla del coche, o que disfruta de las vistas desde su bici o dando un paseo por la linde del campo, probablemente son flores, e incluso le parecerán bonitas. Pero para el dueño del campo, esas mismas plantas no son más que malas hierbas, que compiten por recursos – agua, sol, nutrientes… – con el cultivo que con tanto esfuerzo ha sembrado en su propiedad.

Si tu negocio tiene algún componente digital (página web, blog, presencia en redes sociales, material multimedia o similar) has de ser consciente de que pierdes el control del alcance del mismo, y que vas a estar expuesto a “interpretaciones“. Por mucho que tú tengas claro – o creas tenerlo – que te diriges a un perfil muy específico y determinado – aka tu target – del que conoces sus necesidades, la realidad es que no sabes a quién vas a llegar, y que tu propuesta y tus contenidos  van a llegar tanto a “espectadores” como a  “agricultores“, y por lo tanto unos verán lo que tú haces como “flor“, mientras que para otros será “mala hierba“. Y esa visión no tiene por qué coincidir con la tuya. Esto es, algo que para ti es bueno y que consideras una prestación necesaria en tu producto, puede no ser visto como tal por mucha gente, y viceversa, puedes descubrir que algo a lo que no dabas importancia se convierte en la razón básica por la que te adoran tus usuarios.

Tenlo siempre en cuenta. No des nada por hecho. No presupongas. No te creas que sabes lo que piensan o necesitan tus usuarios. No creas saber cómo ven el mundo – y tu producto – tus usuarios. Porque la realidad es que normalmente ni siquiera sabes quienes son tus usuarios. Y desde luego no lo sabes casi nunca antes de lanzar tu propuesta al mercado. La única forma de obtener respuestas es preguntando y observando. Y para eso hay que tener un producto… y clientes. Así que, menos planificar (e inventar) y más lanzar, aprender y mejorar. Más que nada porque te va la vida en saber si lo que tú haces son flores…. o malas hierbas.

Paz !

PS.- ¿Qué será este post para quien lo lea? ¿Flor o mala hierba? Glups…

Suscríbete a CalvoConBarba.com !!

Lucas
Más de mi en

Lucas

Mi nombre es Lucas. Generación del 71. Harlysta y esquiador. Trabajando en el mundo del Marketing y la Comunicación desde 1994. Por cuenta propia desde 2006, ayudando a las marcas a (re)conectar con sus clientes. Y eso suele incluir repensar mensajes, beneficios, textos, estrategia de marca, canales y formas de contarlo. Con un gran peso de todo lo digital, como es natural en estos tiempos.
Lucas
Más de mi en

12 thoughts on “¿Flores o malas hierbas?

  1. Así es Lucas, todo tiene dos interpretaciones. Mi primer jefe me dió un consejo que llevo aplicando muchos años “nunca des nada por supuesto” y la experiencia me ha enseñado que es mejor observar que preguntar, así que a observar las reacciones de los clientes a la oferta que lanzamos!

    1. Y para eso las redes y la analítica web son una auténtica mina !! Son focus group no dirigidos, donde los usuarios se comportan como quieren, sin sentirse observados, ni ser conscientes de que van dejando “miguitas” cada paso que dan.

      Lo malo es que para extraer información de todo eso, hay que saber mirar… e interpretar !! Y eso ya, es cosa de cuatro avanzados…

  2. Quizás no sean ni una cosa ni otra, ni jaramagos ni flores, porque lo que más destacan son las nubes. En la foto éstas están en la parte superior, que es adonde normalmente tendemos a mirar de modo instintivo. Así que ni siquiera lo que se cree que se vende, es lo que realmente se compra. Un galimatías vamos…
    Agradecido por el post ¿Y yo de qué hablo?

    1. Me temo que esto “destapa” otro problema: lo fácil que nos despistamos con lo que es accesorio, en lugar de centrarnos en lo que realmente es importante. Y lamentablemente nos pasa a demasiados, y demasiadas veces.

      Ese dicho que dice que hay gente a la que le señalan la luna y en lo que se fija es en el dedo. Pues eso mismo…

      1. Totalmente en lo cierto… hay un adagio chino que lo explica todavía de un modo más poético: Por mirar un gusano, se pierde un eclipse…
        Supongo que habrá que instalar carceleros en nuestras mentes, aunque el momento es del todo emocionante.

        Saludos

  3. Aquí viene al pelo la cantinela aquella de ‘Nunca llueve a gusto de todos’ por eso, como bien comentas en el post, no dar nada por supuesto te ayuda a estar en constante observación del entorno. Esto te obliga a pensar y a mejorar tu producto, porque como muy bien dicen en el libro ‘La venta compleja’ los clientes ya no quieren productos, demandan soluciones, en forma de producto, servicio, atención, lo que sea y para eso hay que estar con los 5 sentidos. Esta observación permanente nos ha de llevar a alcanzar al máximo de nuestros clientes para capitalizar la venta de nuestros productos.

    1. Eso, o enfocarnos totalmente en un segmento muy específico, y volvernos “sordos” a las demandas de aquellos que no están en ese segmento seleccionado, porque es totalmente IMPOSIBLE satisfacer a todos. Hay que hacer elecciones, y eso implica también renunciar a parte del mercado, pero eso nos hará dar mejor producto/servicio a aquellos que realmente nos importan…

  4. Por supuesto, el artículo, como todos los demás, es una preciosa flor que crece en un gran campo de malas hierbas. Aunque siempre se encuentra algún jardinero laborioso como tú, que embellece el paisaje de la red.

  5. Estoy de acuerdo con Julio, DEPENDE xDDD. Cuando paso por un campo de amapolas -aunque se que son una maldita mala hierba- me quedo con una y luego la guardo en un libro. Tambien observo donde esta y xq esta ahi y xq hay tantas!! En respuesta a tu pregunta final: suelo hacer lo mismo con algunos “posts”, en este caso van a una carpeta de la “nube”. Es decir que como muy poco me he fijado en el campo!! 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *